ad-mania

Abstinencia de la hierba: consecuencias del cannabis medicinal

/
/
43 Vistas

Por The Conversation

El consumo de cannabis, aunque más seguro que muchas otras drogas, no está totalmente exento de riesgos. En marcado contraste con los temores exagerados que se manifestaban en décadas pasadas, hoy en día, la mayoría de la gente piensa que el cannabis es relativamente inofensivo. Aunque la hierba es menos peligrosa que otras drogas, no está exenta de riesgos.

En un estudio publicado el 5 de enero, mis colegas y yo descubrimos que el 59% de las personas que consumían cannabis medicinal para el dolor crónico experimentaban síntomas de abstinencia de moderados a graves si dejaban de ingerir hierba durante horas o días.

La mayoría de los estados de EE.UU. han legalizado el cannabis con fines médicos y 15 lo han legalizado para uso recreativo. Cada vez más personas consumen cannabis, especialmente los adultos mayores, y los daños percibidos por el consumo de hierba están disminuyendo constantemente. Aunque muchas personas informan de beneficios terapéuticos o disfrutan del uso recreativo del cannabis, es importante que la gente entienda también los riesgos potenciales del consumo de cannabis.

Cómo es el síndrome de abstinencia del cannabis

Los síntomas de abstinencia del cannabis pueden incluir experiencias físicas y psicológicas que aparecen cuando alguien deja de estar colocado o pasa un periodo de tiempo sin consumir.

Cuando las personas consumen cannabis con regularidad – a diario o casi a diario – algunas partes del cerebro se vuelven dependientes de los cannabinoides, las sustancias químicas psicoactivas del cannabis. Los cannabinoides se producen de forma natural en el cuerpo, pero a un nivel mucho más bajo que el disponible en la mayoría de los productos del cannabis. Entre quienes no consumen hierba durante un periodo de varias horas o días, los niveles de cannabinoides descienden y experimentan síntomas de abstinencia. Estos pueden incluir irritabilidad, estado de ánimo depresivo, disminución del apetito, dificultades para dormir, deseo o ansia de consumir cannabis, inquietud, ansiedad, aumento de la agresividad, dolores de cabeza, temblores, náuseas, aumento de la ira, sueños extraños, dolor de estómago y sudoración.

Los síntomas de abstinencia del cannabis suelen desaparecer una o dos semanas después de dejar de consumirlo, a medida que el cuerpo se adapta de nuevo a su propia producción natural de cannabinoides. A diferencia del síndrome de abstinencia de algunas sustancias psicoactivas, como el alcohol, el síndrome de abstinencia del cannabis no es potencialmente mortal ni médicamente peligroso. Pero existe. El síndrome de abstinencia del cannabis también puede ser bastante desagradable y la gente puede acabar continuando con su consumo de cannabis – incluso cuando quieren reducirlo – sólo para evitar experimentar el síndrome de abstinencia.

¿Qué tan comunes son los síntomas de abstinencia?

Para averiguar lo comunes que son los síntomas de abstinencia, durante dos años, mis colegas y yo encuestamos repetidamente a 527 personas que consumían hierba medicinal para el dolor crónico. Descubrimos que el 59% de las personas que consumen cannabis medicinal para el dolor crónico tenían síntomas de abstinencia de moderados a graves. Los síntomas más comunes eran dificultades para dormir, irritabilidad y ansiedad.

También descubrimos que los síntomas de abstinencia del cannabis eran más graves en las personas más jóvenes, las personas con problemas de salud mental, las personas que tenían un historial más largo de consumo de cannabis y las personas que consumían con más frecuencia o en mayores cantidades. Además, descubrimos que fumar cannabis -en lugar de ingerirlo o aplicarlo tópicamente- se correlacionaba con peores síntomas de abstinencia.

Nuestro equipo también observó cómo cambiaban los síntomas de abstinencia con el tiempo. La mayoría siguió experimentando la misma gravedad de los síntomas de abstinencia cada vez que dejaba de ingerir cannabis durante los dos años del estudio, pero alrededor del 10% -sobre todo los más jóvenes- empeoró con el tiempo. Como ocurre con la mayoría de las sustancias que crean dependencia, reducir la frecuencia o la cantidad de consumo de cannabis puede ayudar a aliviar estos síntomas.

Nuestro estudio analizó a personas que consumen cannabis medicinal sólo para el dolor. Pero en otro metaanálisis reciente que incluía tanto el consumo recreativo como el medicinal, los investigadores descubrieron que el 47% de los consumidores frecuentes de cannabis experimentan síndrome de abstinencia. Puede que el cannabis no sea la droga del demonio de “Reefer Madness”, pero tampoco es una planta milagrosa con ventajas ilimitadas y ningún inconveniente. A medida que el consumo de cannabis aumenta en EE.UU., es importante que la gente entienda que el consumo regular puede provocar síndrome de abstinencia, y que sepa cuáles son esos síntomas.The Conversation

Lara Coughlin, Assistant Professor of Psychiatry, University of Michigan

Este artículo fue publicado originalmente en The Conversation. Lea el original.

  • Facebook
  • Twitter
  • Linkedin
  • Pinterest
This div height required for enabling the sticky sidebar
Ad Clicks : Ad Views : Ad Clicks : Ad Views : Ad Clicks : Ad Views : Ad Clicks : Ad Views :