ad-mania
Home / Familia / ¿Es malo tener un hijo único?

¿Es malo tener un hijo único?

/
/
279 vistas

El hijo único genera debates de todo tipo, pues durante mucho tiempo se consideró que tomar la decisión de tener un sólo hijo supondría que el niño desarrollaría una personalidad egoísta y presentaría dificultades para generar nuevos vínculos, ya que al no tener hermanos con quien socializar los primeros años de vida, haría que las relaciones sociales fueran más complicadas a la hora de entablarlas.

Pero los tiempos cambian, y así también las familias…

La decisión de tener un hijo ya implica un gran cambio: en la rutina, prioridades distintas, presupuestos más elevados… entre otras cosas, llevando a los progenitores a decidir tener un sólo hijo y dedicarle a este el tiempo necesario para su crianza y educación.

Sucede que la crítica siempre rodea a los padres primerizos y los comentarios acerca de la decisión del hijo único no tardan en llegar… pero tranquilos… lo importante es hacer oídos sordos y respetar lo conversado y decidido con la pareja.

Para poner paños fríos a la cuestión… hoy hablaremos acerca de la decisión de tener un único hijo y cómo afecta de algún modo, tanto al niño como a los padres.

Un estudio llevado a cabo por la Universidad de Ohio, que abarcó más de 13,000 niños, encontró que los hijos únicos tienen igual número de amigos que los niños que tienen hermanos. En general, las diferencias entre hijos únicos y aquellos criados con hermanos tienden a ser positivas.

¿Qué implica tener un hijo único?

Pues sin hablar de ventajas y desventajas, hay ciertas realidades que rodean al hijo único, y que inevitablemente, así como las peleas entre hermanos, sucederán tanto a los padres como al niño:

  • El niño será más dependiente de tu tiempo y atención, ya que no tiene con quien jugar y compartir en casa; buscará que seas tú su compañero fiel y amigo de juegos, aunque también será una gran oportunidad para que socialice desde temprana edad e invite a sus amigos a su casa.

  • Financieramente es mucho más llevadero y mejor tener un solo hijo. Pues de esta manera podrán destinar gran parte del presupuesto a la educación deseada y a sus actividades extra escolares.

  • Suelen ser más apegados a los padres, y en ocasiones desarrollan celos.

  • Se les hace difícil que otro niño sea quien decida las reglas a la hora de jugar ya que están acostumbrados a que siempre juegan lo que ellos quieren, cuando y como quieren.

  • Desarrollan una gran capacidad para la imaginación y el juego en solitario. Suelen ser niños con mucha creatividad y no se aburren fácilmente.

  • El desapego en el crecimiento de tu hijo será más complicado, pues al ser hijo único probablemente tú también te apegues mucho a él o ella.

Pues no hay una única manera de hacer las cosas en la vida. Debe ser funcional para la pareja y decidido por ambos… el resto siempre opinará y en ti está dejar pasar aquellas opiniones que no te interesen…

El perro, la casa grande, 3 hijos, la familia perfecta… no permitas que nadie te diga qué debes hacer y cómo. La familia perfecta será la que tu decidas armar, ya sea con tu pareja, con tu perro o con un hijo. Cada cual es dueño de ir marcando su propio camino… No existe una manera correcta de hacer las cosas, ni un número determinado para tener hijos. Así pues será cuestión de hablarlo con tu pareja para ver entre los dos que desean y qué priorizan ante la decisión de tener un único hijo.

  • Facebook
  • Twitter
  • Linkedin
  • Pinterest
Este div altura necesaria para permitir el sticky sidebar
Ad Clicks : Ad Views : Ad Clicks : Ad Views : Ad Clicks : Ad Views : Ad Clicks : Ad Views : Ad Clicks : Ad Views : Ad Clicks : Ad Views :