ad-mania

La lucha contra la desinformación de Tamoa Calzadilla, editora de Factchequeado

/
/
14 Vistas

Factchequeado es una organización sin fines de lucro que tiene como objetivo investigar las maniobras de desinformación que circulan en los diferentes medios y plataformas de redes sociales. Este artículo forma parte de los esfuerzos de la Red Hispana de hacer alianzas con organizaciones con objetivos afines.

Esta es la entrevista.

Hace unos días por simple curiosidad Tamoa Calzadilla, Editora en Jefe de Factchequeado.com abrió una aplicación de inteligencia artificial y leyó las instrucciones en las que le decían que escribiera el mensaje que quería difundir y la persona que quería que lo dijera. “Entre las opciones apareció el presidente Joe Biden, el expresidente Donald Trump, el líder de la cámara, entre otros”.

Pensó que obtendría un audio, pero no, lo que obtuvo fue un video perfectamente sincronizado con la voz y la apariencia de uno de los políticos y que, por una pequeña cuota, podía compartir.

Calzadilla confirmó en ese instante, una vez más, la importancia de la labor que Factchequeado.com hace para tratar de que la población esté bien informada y no crea todo lo que ve, escucha o lee, y menos ahora en la era de la inteligencia artificial.

Una lucha global contra la desinformación

Factchequeado es una iniciativa creada para contrarrestar la desinformación en la comunidad latina de Estados Unidos. Es un proyecto encabezado por Maldita.es, el primer medio español sin ánimo de lucro de fact-checking creado para combatir la desinformación en España, y Chequeado, la primera organización de medios de fact-checking en Argentina.

Ambas organizaciones unieron fuerzas en 2021 para aprovechar su experiencia para cubrir los vacíos informativos y encontrar una solución para las comunidades de habla hispana en Estados Unidos, especialmente vulnerables a la desinformación.

Una carrera llena de reconocimientos y curiosidad

Calzadilla es responsable de la producción de contenidos originales en Factchequeado.com en Estados Unidos. Por ese trabajo fue incluida en la lista de Forbes Español como una de las 100 personas más creativas del mundo empresarial en 2022.

Fue directora de el Detector, la plataforma de verificación de hechos de Univision Noticias. Ha liderado coberturas de fact-checking en directo en televisión digital y alianzas con otros medios, organizaciones y universidades para combatir la desinformación que afecta principalmente a los latinos.  Fue finalista del Premio Pulitzer por el trabajo colaborativo #FinCenfiles (2021) sobre políticos venezolanos corruptos y banca internacional.

También formó parte del equipo de investigación de los Papeles de Panamá (ICIJ, 2016). Ha sido nombrada Honoris Causa María Moors Cabot por la Universidad de Columbia, y distinguida con el Gabriel García Márquez Honors y el IPYS AWARD a la Mejor Investigación, junto al equipo que lideró en Venezuela, en 2014. También es ganadora del premio Ipys/Transparencia Internacional a la mejor cobertura de la corrupción en América Latina y el Caribe.

Recuerdos no muy lejanos

“Cuando veo los procesos de desinformación, como, por ejemplo, para desalentar el voto, me conecto de inmediato a mi pasado como periodista en Venezuela. La polarización me asusta mucho”, dice Calzada.

Recuerda cómo gracias a la desinformación, la manipulación y la propaganda, en su país la gente votaba por candidatos corruptos a pesar de todas las evidencias de que lo eran.

Dice que los expertos en la desinformación crean realidades paralelas y empiezan a restar credibilidad a las instituciones y a los expertos y toman fuerza las teorías conspirativas como aquellas que dicen que se está gestando un gran fraude electoral y que el voto en realidad no cuenta.

 “Eso hace que la gente pierda la confianza en las instituciones. Debemos cuidar la democracia, porque la democracia se puede perder muy fácilmente, lo sabemos por experiencia”.

El periodismo y Estados Unidos

Ejercer el periodismo en un país como Venezuela tiene sus riesgos. Así que en octubre del 2015 la familia decidió salir y establecerse en Estados Unidos. “Cuando llegué a este país me tocó reorganizarme y reaprender y así fue como entré a Univisión en el departamento de periodismo de investigación, donde pude dar seguimiento a muchos temas relacionados con Venezuela”.

Y entonces llegaron las elecciones del 2016, entre Hillary Clinton y Donald Trump. “Podíamos ver con toda claridad la polarización y la desinformación en la que se encontraba el público hispano que no tenía acceso a medios en inglés y que consumía mucha información de fuentes no verificadas”.

Calzadilla aprendió en Estados Unidos la metodología de investigación, encontró que las fuentes de comunicación eran más abiertas y transparentes y que incluso las dependencias gubernamentales contestaban las cartas solicitando información. “Mentiría si dijera que yo venía con esas habilidades desde Venezuela”.

¿Qué cosas te asustan?

Me asusta, por ejemplo, escuchar a conductores de programas de radio propagando desinformación, hablando de temas sin ningún contexto. Hoy escuchaba que estaban diciendo que en Arizona cualquier persona puede votar, que ya no se verifica que la gente sea ciudadana para votar, que con sólo la licencia se puede votar. Lo que no dicen es que antes de acudir a la urna, la gente se debe registrar y probar su elegibilidad, entonces le llenan la cabeza a la gente con mentiras diciéndoles que se prepara un gran fraude, que hay gente confabulada en contra de la democracia. En esos casos nos toca dar el contexto para que la gente entienda que no es como lo está escuchando.

¿Las redes sociales son fuentes de desinformación?

Siempre ha existido la información falsa, pero con las redes sociales la desinformación explotó de manera exponencial porque ahora es más fácil crear un video o editar una fotografía y subirla. Como nosotros no podemos acabar con eso, ya que es del ámbito de los gobiernos, las legislaturas o de las propias plataformas, por lo menos educamos a la gente para que no comparta cuando no esté segura del origen, que revise el URL, que haga preguntas al que le envió el material para compartir.

¿Qué piensas de la desinformación en torno a la migración?

Me preocupa mucho el tema de la desinformación y los migrantes, ya que se impulsa con mentiras, el odio y el miedo. Pintan a los migrantes como los causantes de una invasión, o como criminales a punto de sacar un cuchillo para asesinarlos. Pero este odio y esta desinformación también provoca la toma de malas decisiones a la hora de votar.

Este tipo de discursos siembran la división y el odio y hacen pensar al ciudadano común y corriente y no muy bien informado que todo está lleno de gente mala. No es justo ni conveniente vincular a una nacionalidad o grupo étnico con la criminalidad. Ya sabemos que eso sólo trae odio y discriminación.

También me preocupa mucho el tema de la salud. Aunque terminó la pandemia, todavía hay un gran movimiento en contra de las vacunas y podemos encontrar muchísima información falsa. Y en este tema, una vez más, vemos el proceso de desacreditación de la ciencia, de los científicos, de las instituciones, y vemos como resultado el incremento de casos de sarampión, o incluso a personas con enfermedades crónicas que prefieren hacerle caso a los remedios caseros que se difunden por TikTok, que a los consejos de los médicos acreditados.

Estoy convencido de que Calzadilla vive bajo la premisa de que la verdad nos hará libres. Para seguir el trabajo de Factchequeado haga clic aquí.

En redes sociales

Facebook

Instagram

  • Facebook
  • Twitter
  • Linkedin
  • Pinterest

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This div height required for enabling the sticky sidebar
Ad Clicks : Ad Views : Ad Clicks : Ad Views : Ad Clicks : Ad Views : Ad Clicks : Ad Views :